SOPA DE AJO DE HABAS

Este año con tanto frío, las habas se han atrasado bastante.
En las vegas de Jaén se cultivan unas habas espectaculares y mi padre y mi hermano tienen las mejores.


No es peloteo, pero es que me dejan robarles algunas de vez en cuando. Lo mejor es cuando te haces un canto de pan con aceite y te metes dentro del “habar” y vas cogiendo las más tiernas…mmm!! Eso sí, que mi padre no te pille, porque te echa un rapapolvos que p’a qué.


Este domingo hicimos la primera “fritá”, acompañados de amigos, y como es natural, mientras se freían nos hicimos mi plato favorito: Ensalada de habas y bacalao que está para hartarse.
Nos pelamos tres cajas de habas, claro que con la ayuda del “Robito-vaina”, una máquina que tenemos hace años y que sirve para pelar habas sin esfuerzo y sin ponerte las manos negras.


No os imagináis el sartenón de habas fritas al fuego que nos metimos entre pecho y espalda, acompañadas con unos huevos rotos. No necesitaban ni jamón!! 


Y es que si tenéis la oportunidad de probar las habas recién cogidas y fritas en el momento, probadlas, porque cambian mucho de cuando han pasado unos días de haberlas cogido: están suaves, jugosas, tiernas… vamos p’a reventar!!

Pero hoy os quiero presentar otro plato que mi madre preparaba las noches frías de primavera y que, aunque de pequeña no había quien me hiciera comerlas, reconozco que hoy me encantan. Mi sobrina las llama “comida de viejas”…. sin comentarios.
Evidentemente, si le añades unos taquitos de jamón o unas gambas, las enriqueces, pero mi madre nunca se las echaba (eran otros tiempos), ni siquiera le echaba cebolleta. A ella le gusta mucho el sabor de las habas y dice que el resto “las enmascara”.
En fin, que como contra gustos no hay escritos, pues eso, que las cantidades son orientativas y que lo de la cebolla, el jamón y las gambas, lo dejo a vuestra elección. Pero hacedme caso y probad  esta sopa, porque merece la pena.


Ingredientes (dos personas):
5 cucharadas de aceite de oliva virgen extra
2 rebanadas de pan
1/4 de cebolla o 1 cebolleta pequeña
1 ajo
Habas (unos 150 gr. ya peladas)
Sal, pimienta, cominos
400 ml. de agua
Un chorrito de vinagre

Preparación:

Cortamos el pan en cuadraditos  y los doramos en el aceite de oliva virgen extra bien caliente. Los escurrimos y reservamos.
En ese mismo aceite sofreímos la cebolla muy picadita y cuando esté transparente le añadimos el ajo machacado. 
Antes de que empiece a tomar color, incorporamos las habas peladas y un chorrito de agua (para darle humedad), salpimentamos y ponemos una pizca de cominos y tapamos hasta que se frían (ojo, no deben quedar secas, porque se ponen duras).
Cuando estén tiernas, echamos el agua y  cuando comience a hervir apagamos el fuego. Le añadimos el vinagre (como un par de cucharadas) y servimos adornando con los coscorrones de pan frito. ¡QUE APROVECHE!!

21 comments on “SOPA DE AJO DE HABAS

  1. Esta receta te la copio, la sopa de ajos me encanta y si lleva habas, ya ni te cuento… Lo que pasa es que por aquí como hace mas frío aún no las he podido probar, pero en cuanto las consiga la hago. Bs.
    Julia y sus recetas.

  2. Me dejas loca Carmina!! una maquina e pelar habas…de donde es?? Madree, que me tiene mi padre pelando habas toda la tarde…jaja..y la sopita de habas, me encanta, es la primera vez que la veo y me la guardo, que estos dias teemos la casa llena…un besicoo

  3. Mi madre la compró en una ferretería, y mis hermanos también. No sé si El Corte Inglés la tendra. Aquí en Jaén la encuentras en cualquier ferretería o tienda de electrodoméstico. Es una pasada.

  4. Para mi es una sopa novedosa totalmente que nunca he probado, asi que como tenga oportunidad la prepararé. De momento con tu permiso me llevo la receta 😉
    Qué lujazo cuando los productos son de confianza …..
    Besinos.

  5. Me ha encantado la maquinita de pelar, porque no hago más recetas de habas por no pelarlas y ni siquiera sabia que había esta maquina
    Así que dos veces agradecida, por la receta !Que pienso hacerla! y por enseñarnos la maquina
    Gracias, Gracias

  6. Como me gustan las habas……y más si son de cosecha propia, que bonitas están en la mata, te ha quedado un plato muy rico. Ese aparatito es toda una ayuda, me encanta!!!!
    Besitos.

  7. Carmina, me encantan las fabas de mayo, así es como las llamamos por aquí. Mira que bien esa máquina para quitarles las vainas!!! Tienes razón, las manos quedan negras y se quita fatal. Me gustan mucho crudas, pero con pan y aceite no las comí. Pena de no tener ya el huerto, siempre recogía unos cuantos kilos, pero me haré con ellas en el mercado y las haré fritas. uAnque la sopa, tiene que estar también muy ricas. Besinos.

  8. Qué ricas esas habas tan frescas, recién fritas. Me encantan.
    Esa máquina no la conocía yo…
    Bueno, y la sopa me parece una delicia; será que yo también soy ya "vieja", jejejeje, pero tiene que estar de muerte. Y con el frío que va a hacer esta noche, muy apetecible.
    Un besote.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.