PIMIENTOS RELLENOS DE GAMBAS




Vuelta al trabajo, a madrugar, a correr, a las tardes cortas de tiempo, a organizar las comidas del día siguiente, y a programar esos propósitos que luego no cumplimos…
Si, lo del gimnasio ya va por el mes que viene.
Lo de publicar dos veces en semana… imposible.
Lo de hacer un horario de limpieza semanal, y planing de comidas… sí, eso mismo, lo que estáis pensando.
Y no digo nada de aprender inglés, de aprender algo de SEO, bloger, configuración, redes…. 


Pero no me quejo. Porque si me falta más tiempo es porque estoy en activo, vivo, trabajo, me muevo, y tengo inquietudes. 
Así que este año se presenta con nuevos retos, nuevas perspectivas y una agenda que estoy empezando a utilizar y a la que me encanta ir llenando huecos. ¿No es para estar contenta??

Y para ir abriendo boca y celebrarlo, me he preparado estos pimientos rellenos de gambas, que no es porque los haya hecho yo, pero me salieron de muerte!  Por supuestísimo que había más salsa esperando mis barquitos, porque aunque me haya propuesto bajar unos kilitos, cuando me hago estos homenajes, me los hago de verdad. Ya tendré el resto de la semana para comer light…





Ingredientes: 
2 latas de pimientos del piquillo, enteros
300 gr. de gambas

Para el caldo: 
las cabezas y cáscaras de las gambas
2 cucharadas de aove
50ml. de brandy o wisky
300ml de agua

Para el relleno:
1 cucharada de aove y 2 de mantequilla
100ml. de leche
300 ml. de caldo de marisco
3 cucharadas de harina
las colas de las gambas
sal, pimienta y nuez moscada o eneldo

Para la salsa:
1 lata de pimientos del piquillo o morrones
1/2 cebolla
1 diente de ajo pequeño
Un puñado de almendras (15 ó 20)
200 ml. de nata para cocinar
sal y pimienta



Preparación:
Pelamos las gambas, y ponemos las cabezas en un cazo con dos cucharadas de Aceite de Oliva Virgen Extra (aove). Las doramos mientras vamos machacándolas para extraer bien el jugo, y cuando comiencen a pegarse en el fondo, añadimos el brandy y flambeamos o dejamos reducir. Incorporamos agua y cortamos el fuego a los 3 minutos de que rompa a hervir.
Preparamos el relleno, picando la cebolla muy fina y pochándola hasta que esté transparente, en el aove y la mantequilla. Añadimos la harina y la freímos un poco. No tiene que tostar, sólo lo justo para que luego no sepa a cruda.
Ahora le incorporamos la leche y el caldo de las  gambas colado, poco a poco, removiendo con unas varillas para que no salgan grumos. Salpimentamos, ponemos la pizca de nuez moscada o el eneldo y echamos las colas de las gambas, removiendo bien, hasta que estén hechas.
Cuando la masa esté templada, rellenamos los pimientos.

Preparamos la salsa, sofriendo la cebolla y el ajo troceados. Añadimos los pimientos picados y las almendras. Dejamos pochar unos tres minutos y ponemos la nata, sal y pimienta. 
Cuando haya reducido un poco (unos dos minutos), lo trituramos bien.
Ya sólo queda emplatar, poniendo un poco de salsa al fondo y colocando los pimientos rellenos encima, que pintaremos con aceite para que queden más brillantes. No tengo que decir que la salsa que quede la ponéis en una salsera aparte, porque si sois como yo, vais a mojetear de lo lindo. ¡QUE APROVECHE!!

21 comments on “PIMIENTOS RELLENOS DE GAMBAS

  1. Me encanta esta receta por el buen contraste que hace un buen piquillo con unas buenas gambas y ya si lo elaboramos como tu nos lo presentas ya el exito esta asegurado, enhorabuena por tan lindo plato. Besos Carmina de la cocina del titi

  2. Que presentación tiene este plato. Me encantan los pimientos rellenos de bacalao pero esta opción no la he probado, así que pasa a mi lista de pendientes. Y si. Estamos en mes de propósitos. A ver si este año cumplo alguno.
    Un beso guapa

  3. Qué razón tienes Carmina ¡nos faltan horas al día para hacer todo lo que queremos! Pero es agradable ir encontrando huecos para pequeños placeres.

    Hablando de placeres, estos pimientos ¡tienen que ser pecado! ¡Ay chica qué buena pinta tienen! Homenajes así merecen saltarse la dieta jajajaja

    ¡Besos mil!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *